Dec. 17, 2020

Micos en el Código Electoral

Micos en el Código Electoral

Aquí están las noticias más importantes del día en pocas palabras


Aquí están las noticias más importantes del día en pocas palabras

En Vivo: lunes a viernes 7:30 am de Bogotá, Colombia

Telegram: https://t.me/libretadeapuntesnoticias

Transcript

Y de pronto, según fuentes autorizadas que siguen la aprobación de Leyes relacionadas con el uso de las nuevas y tecnologías en el Congreso de Colombia, el MICO apareció en el nuevo Código Electoral que se discute en las sesiones extras ...

Se trata de una nueva versión que le da a la Registraduria Nacional del Estado Civil el monopolio de la identificación digital y autenticación de todos los colombianos por diferentes medios tecnológicos de firma digital, a través de la cédula de ciudadanía y la tarjeta de identidad digital y por todo tipo de bromearía o sistemas de autenticación actuales, inventados o por inventar ...

¿Cuál es el problema? Que saca del negocio al sector privado en el manejo de mecanismos de autenticación de identidad que se necesitan para todo el espectro de autenticaciones que se dan en el mundo digital (acceso a servicios de transporte, salud, comercio, redes sociales, banca, etc - en estos casos las autenticaciones no necesariamente se relacionan con procesos de firma digital o electrónica

El MICO fue introducido a última hora por el Senador Armando Benedetti y nadie entiende por qué y para qué. Ni quién está detrás de la iniciativa. Pero hay señales ...

El congresista Gabriel Santos explica en su tuiter las claves del escándalo y da pistas sobre quien sería el gran beneficiario:

Dice Santos:

“El Código Electoral estatiza los datos biométricos de todos los colombianos, en el debate sobre en cámara habíamos protegido la iniciativa privada. Pero ahora, para desbloquear un celular, para hacer inmigración, para cualquier cosa habrá que pedir permiso a la Registraduría ”.

Estatización de datos, monopolio de contratación, implementación del voto electrónico, conteo digital de votos, todo lo hace el mismo contratista. ¿Cómo se va a garantizar el voto secreto si la Registraduría y su contratista sabrán cómo votó quién y en dónde?

---

El Código Electoral estatiza los datos biométricos de todos los colombianos, en el debate sobre en cámara habíamos protegido la iniciativa privada. Pero ahora, para desbloquear un celular, para hacer inmigración, para cualquier cosa habrá que pedir permiso a la Registraduría.

Atentos pues...

---Pero no es la única alarma que suena sobre el muy polémico Código Electoral..

Ena el artículo 107 se introduce una forma de censura a la información y la publicidad políticas en Colombia a juicio de sus críticos como el Representante Gabriel Santos...

El asunto está en que se crea una prohibición a la difusión de la “violencia política” en la propaganda electoral, sin embargo, no se define claramente la “violencia política” ni especifica quién puede perpetrarla. 

Por lo tanto, en el debate electoral, se podría utilizar para tratar de censurar a los oponentes políticos o al público en general etiquetando las críticas (incluido el contenido orgánico en las redes sociales) como "violencia política".

• Prohibir este contenido probablemente sería inconstitucional como una restricción indebida al derecho a la libertad de expresión. La Corte Constitucional ha sostenido que las disposiciones que buscan restringir la propaganda política que alude o transmita mensajes negativos que se refieran a otros candidatos son inconstitucionales la “propaganda política negativa” es un recurso válido en el ejercicio del proselitismo político de conformidad con la Constitución (Fallo C-089 de 1994 y Sentencia C-1153 de 2005).

• Con base en la sentencia C-089 de 1994, la Corte Constitucional sostuvo en C-1153 de 2005, que la “propaganda política negativa” constituye una manifestación directa de la libertad de expresión y debe ser plenamente protegida, siempre que no implique una violación penal.

• Puede ser considerado inconstitucional por violar la jurisprudencia de la Corte Constitucional en cuanto a la protección especial a la libertad de expresión en lo que respeta al discurso político, el debate sobre asuntos de interés público y la opinión sobre funcionarios y personas públicas (T- 155 de 2019).